martes, 24 de febrero de 2009

Estoy el 22

Eso me decía esta misma tarde mi amigo (y maestro de educación física según asegura el diploma que cuelga en su habitación) Jose cuando le he preguntado si ya había empezado a trabajar: “Aún no, aunque espero que antes de Pascua me llamen; estoy el 22.” Lo he encontrado algo triste, decaído seguramente por no haber empezado a currar ya, aunque por otra parte, estaba aprovechando el tiempo libre para prepararse a fondo la oposición de junio. Yo le he animado, de corazón, y espero que consiga trabajar pronto ya sea por bolsa o en prácticas -con la opo aprobada- porque pienso que puede convertirse en un buen maestro.

Recordando mis años de interino por las tres provincias de la comunidad me he dado cuenta que no han cambiado nada las cosas. Mientras en Cataluña o Baleares hacen falta docentes, aquí parece que sobran. Y digo parece porque me da la sensación que lo que sobra es mala gestión. Para empezar no creo que fuera un mal comienzo delimitar zonas de trabajo (tal como se hace ya en sanidad en nuestra misma comunidad) para evitar grandes desplazamientos, gastos de transporte y alojamiento, tiempo, etc. De este modo cada docente podría elegir varias zonas de trabajo (cabrían aquí algunas condiciones para asegurar las sustituciones en lugares poco demandados) y hacerse una idea de donde y cuando puede acabar trabajando y quitarse de encima esa sensación de incertidumbre tan nociva para la salud mental del que siempre está en un ay por si mañana se tiene que ir a la otra punta del mapa a ganarse las lentejas.

4 comentarios:

David dijo...

Estoy contigo Juan, lo del interinaje en nuestra comunidad es de pena. Mala gestión por parte de las autoridades "competentes"?, poca presión por parte de los sindicatos y a tragar con lo que te manden y a donde te manden. Es un menosprecio a la profesión, a las familias y la educación en general.

salva dijo...

Estoy el 12 y completamente de acuerdo.

Anónimo dijo...

Acaso creéis que les importa a vuestros gestores educativos?
Muchos necesitan quitarse la venda de los ojos para reconocer de una vez, la pésima gestión que viene realizando la Administración Educativa valenciana.
Sea como fuere, mucha suerte para todos.
Àngel Ramírez

elmaestrojuan dijo...

Las oposiciones se acercan y los interinos además de estudiar han de trabajar en esas condiciones. Creo que estamos todos de acuerdo que es mejorable, pero como dice Angel, es escribir en el agua.